Inmunidad publicitaria en Internet


Las nuevas generaciones, conforme avanza la historia del ser humano, van desarrollando características que le hacen adaptarse de una mejor forma en sus entornos. Es sabido por todos que la inmunidad, de un virus por ejemplo, se desarrolla por el contacto con el mismo. La complejidad del ser humano es sorprendente, y su capacidad para resolver problemas de manera natural siempre se ha impuesto ante las dificultades que se le aparezcan, la teoría de la evolución de Darwin así lo demuestra.

Hace poco terminé de leer el libro “Publicidad en mercados saturados”, de mi profesor y amigo Lizardo Vargas Bianchi, y fue inevitable darme cuenta de que en el libro se plantea un problema, que el título del libro dilucida claramente: los mercados están saturados y todo se ha vuelto caótico para los consumidores.

Entonces tenemos a un ser humano ante un problema, lo normal es que de una manera natural, como ha demostrado el ser humano antes, desarrolle una forma de adaptarse a esta situación. Parece que ya lo ha hecho. Pasa mucho que cuando una persona pasa largas horas en Internet termina sin saber que ha estado expuesto a cientos de publicidades. ¿Qué ha pasado entonces?, lo que ha ocurrido es que el ser humano ha desarrollado una forma de esquivar la publicidad, ha desarrollado una forma de ver sin ver. Esta generación puede estar ante una publicidad y no sentir absolutamente nada de ella.

Esta inmunidad publicitaria se ha desarrollado más con el uso de Internet. Es cierto que se han visto casos en que el consumidor, en la exposición a otros medios aplica esta inmunidad, algo que los publicistas entienden como distracción, pero que es mucho más que simple distracción. En Internet se aplica más esta inmunidad porque se trata de un consumidor más activo. El consumidor de Internet decide qué ver y qué no ver, pone su atención en lo que decide poner su atención, por lo que los efectos de se reducen. A diferencia de los medios tradicionales, la pasividad es el común denominador.

Hay que tener en cuenta esto para no desgastarse en esfuerzos innecesarios, la inmunidad publicitaria es una característica de nuestra generación, como ya se ha hecho antes, es bueno conocer cómo evoluciona el ser humano porque en la comprensión del mismo es que la publicidad tiene mayor eficacia con sus públicos. La creatividad y el BTL son reacciones que han aparecido ante esta inmunidad, pero sería bueno ahondar en este tema de manera más científica.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s